la diosa Ereshkigal

la diosa Ereshkigal

Ereshkigal es conocida ampliamente como parte de los dioses sumerios. En la mitología sumeria-acadia, como diosa que domina el mundo de los muertos en compañía del dios Nergal. Proviene de la descendencia de los dioses Anu, quién es el padre, además es hermana de la diosa Ishtar.
Se maneja la creencia que  pertenecía al grupo de dioses celestiales. Pero fue raptada por el dragón Kur, quién la trajo consigo al mundo de los muertos,  donde tiempo después  logró convertirse en  la diosa  y  reina del inframundo.
Ereshkigal
En la mitología antigua, se habla sobre la batalla que libró  con su hermana la también diosa Innana, la cual descendió al reino de las tinieblas para visitarla. Pero lo que no sabía era que se encontraría con muchos problemas en ese lugar.
Después de su llegada al mundo de los muertos, se vio obligada a emprender  una batalla épica con su hermana, pero tras darlo todo en esa lucha, perdió la contienda con la poderosa y renovada  diosa Ereshkigal. Gracias a eso, se convirtió en toda una leyenda; también se  habla sobre la diosa como una deidad que juega un papel muy importante entre el mundo de los dioses.

La era de Ereshkigal en el Inframundo

El reinado de Ereshkigal, comenzó tras el rapto del dragón Kur, quién la llevo al reino de oscuridad. Su reinado como  deidad suprema, fue reconocido en el mundo celestial, después de ganar la batalla que libró contra  Innana, quién también era una diosa poderosa.
De igual forma, en algunas culturas en especial la sumeria y la griega, tenían la creencia que había vida después de la muerte.  En este sentido, pensaban que todo muerto debía pasar por el mundo de las tinieblas durante el camino hacia el valle de la vida. En la cultura Sumeria llamaban Kur,  al lugar donde iban los muertos después de cumplir todos sus castigos en el infierno.
Asimismo, en la mitología de los acadios conocían al inframundo como Irkalla. Este tenebroso lugar lo describían como un sitio terrorífico y oscuro que trasmitía desesperación total, y desolación a todo aquel que por alguna u otra razón terminara allí.
También,  creían  que las personas que estaban en  aquel lugar, se alimentaban de polvo y tomaban agua en charcos lodosos para poder calmar las desesperadas ansias de sobrevivir, para poder pasar al valle divino.
inframundo
Después de la batalla entre Innana y Ereshkigal en el Infierno, y tras salir victoriosa esta última. Le fue impuesta una condena a muerte a la diosa sumeria Innana, por parte de la reina del infierno. Por lo que, esa condena no  fue de agrado a los demás dioses del panteón, quienes pidieron a la reina del mal, que liberara a Innana de todo castigo impuesto por ella.
Pese a la petición, fue llevada a cabo la condena a muerte. Pero la muerte de Innana, no fue impedimento para que la diosa regresará al mundo de los vivos, gracias  que recibió el  agua de la vida.  Una vez entro en contacto sus labios con  esa agua mágica, pudo regresar de nuevo al mundo de los vivos.
Tras su resurrección,  ocupo su puesto nuevamente como diosa, pero solo le fue permitido abandonar el mundo de los muertos, sí cambiaba su lugar con otro dios sumerio.  Para cumplir esa condición,   su esposo Dumuzi tuvo que remplazarla como rehén en el mundo de las tinieblas.
Respecto a Dumuzi, se dice que  él, fue el único que no lloro tras la muerte  de su esposa Innana, mostrando indiferencia ante el trágico incidente. Por esa razón,  fue aceptado como el remplazo de la diosa en  el mundo de las tinieblas.

La batalla entre las diosas Innana y Ereshkigal

El mito popular en las culturas mesopotámica y  sumeria,  fue  el  denominado  descenso  de  Innana  al  inframundo. Donde esas deidades se enfrentaron en una batalla legendaria que origino un nuevo renacer en el panteón sumerio.
Innana era una deidad que dominaba el cielo, además de ser la hermana menor de la diosa Ereshkigal, conocida como   la reina del inframundo. Ella decide bajar al infierno con el fin de observar el funeral de Gugalanna, quién fue durante mucho tiempo el esposo de la reina del mundo de las sombras.
Tras permitir que su hermana menor tuviera acceso al tenebroso mundo de los muertos, decide aprovechar esa situación para vencer a una fuerte rival. Dicho permiso tuvo restricciones, ya que la reina del mal, dio la orden al custodio de las puertas que dan acceso al valle de la muerte, de hacer que Innana dejara en cada portal una prenda que trajera consigo, logrando de esta manera disminuir notoriamente el poder de la diosa del cielo.
Al momento  que esta diosa llego al trono de  su hermana Ereshkigal, llego totalmente desnuda y con poco poder, ventaja que aprovecho su hermana para derrotar y asesinar a la reina del cielo, la cual fue asesinada y su cadáver fue colgado cono trofeo.
Pero esto fue por poco tiempo, ya que  la diosa sumeria Innana le fue dada el agua de la vida.  Permitiendóle de esta manera, el  regreso al mundo de los vivos.  Tras recuperar de nuevo la vida, se enfrenta de nuevo al rapto  por parte de la reina del mal.
Para abandonar el valle de la muerte, tuvo que cambiar su lugar con su esposo, quién ocupo su lugar en aquel lugar. Tras la ausencia de la diosa Innana-Ishtar, su esposo Dumuzi, ocupo el trono de la deidad, abusando del poder que se le otorgó, convirtiendo el palacio de la diosa en un desorden total.
Durante la ausencia de Ishtar, hubo mucho licor y mujeres, sin importarle lo que su mujer  estaba viviendo en el infierno.  Tras ser aceptado el cambio de lugar, Innana fue llevada por los demonios a su palacio con el propósito de cambiar su lugar con Dumuzi.
Pese a que no quería al principio, tuvo un repentino cambio de opinión después darse cuenta de lo que estaba haciendo Dumizi durante su ausencia. Entregándolo inmediatamente a los demonios para que lo llevaran al infierno a cumplir con el pacto.
batalla entre la diosa innana y ereshkigal

Historia de la diosa Ereshkigal

En la mitología sumeria, acadia y mesopotámica, se le conoce  como la diosa que logró dominar el inframundo y el grupo de dioses sumerios. Además de ser conocida por su crueldad con los mortales que llegaban a sus dominios.
Ella perteneció a la dinastía de dioses del panteón mesopotámico, ya que era la hija de Anu, conocido como el dios supremo del panteón. En la cultura sumeria se decía que Geshtinanna era la madre de esta deidad.
Asimismo, se manejaba la creencia que Ereshkigal nació fruto de las lágrimas del dios Anu, después de la separación que Anu tuvo con su amante Ki, la cual personificaba la tierra, dichas lagrimas cayeron al mar y fruto de esto nació la que sería la diosa que gobernaría el valle de la muerte.
Ereshkigal tiene una gran historia en su vida como deidad. Gracias a esto, llego a vivir en el panteón de los dioses con su padre, hasta que fue raptada por el dragón kur. El dragón después de raptarla, decide  llevarla hasta su guarida en el reino de las tinieblas, lugar donde tiempo después logró conquistar.
Durante su reinado en el infierno, libró una gran batalla con  la diosa annana-ishtar, quien perdió la vida en dicha contienda, pero la recupero gracias al agua de la vida. De ahí en adelante la batalla histórica fue llamada como el descenso de Innana.
diosa ereshkigal

Nergal y la diosa Ereshkigal

Nergal  perteneció  también  al  selecto   grupo  de  dioses   babilonios,  su  poder   radicaba  en  controlar  las  plagas. Asimismo, decidía que regiones del mundo serian atacadas para que no tuvieran cosechas  durante un largo tiempo.
Se dice que tras asistir al banquete organizado por los dioses. Dicho banquete no contó con la presencia de  la diosa Ereshkigal, pero tras no poder asistir, ella  decide mandar a su hijo Namtar, quien fue recibido en aquel banquete con honores y respeto.
Namtar iba en representación del inframundo, lo que para Nergal no fue impedimento para emprender un consecutivo ataque contra el hijo de la reina de las tinieblas, por esa razón Namtar dio quejas a su madre, del comportamiento de Nergal hacia él.
La diosa tras escuchar a su hijo, decide llevar al inframundo al dios de las plagas para castigarlo. gracias a esa orden, Nergal es llevado al inframundo, donde  se enfrentó a la furia de Ereshkigal  y su hijo. Al ver eso, Nergal decide luchar contra la reina de las tinieblas.

Durante la batalla,  Nergal sale victorioso de ella, logrando que la diosa le pidiera clemencia, prometiéndole que sí le perdonaba su vida, se convertiría en   su esposa, condición que fue aceptada por la deidad, convirtiéndose también en rey del inframundo.

La unión de estos dos dioses marcaron una era terrible en el inframundo, pero Nergal solo permanecía por un tiempo en el Reino de las sombras, ya que además de ser la deidad de las plagas, también  era el dios de la guerra, por este motivo abandonaba el infierno, durante periodos cortos, con el fin de participar en las constantes guerras que se presentaban en el mundo.

Entradas recomendadas

Grandes misterios del mundo
Ciudad extraterrestre Derinkuyu 
Manuscrito de Voynich
Hijos de extraterrestres en la tierra

También te puede interesar
0 0 0